30 Días de mirarse a Uno Mismo

 

#30diasUnoMismo

 

Estamos en Abril del año 2020 y tanto Argentina como el mundo se encuentra en cuarentena.

Algunos trabajamos, otros tienen más tiempo libre pero independientemente de tu situación, quiero proponerte (igual que siempre) que te mires, para reflexionar y seguir trabajando en vos mismo.

Usar éste momento o cualquier otro a tu favor...

Abrir nuevas puertas...

Nuevas posibilidades...

Si antes te proponía transitar un camino de conciencia,

ahora te propongo continuarlo y si no lo habías iniciado, entonces puede ser esta una oportunidad...

Mirarte a vos misma para revisar que querés soltar, qué querés dejar ir y que querés invitar a tu vida ahora...

Elevar la conciencia...

Elevar la salud...

¿Estás dispuesta en invertir en vos misma?

En éste desafío te invito a salir de tu zona de confort y yo también lo estoy haciendo.

En éste caso hice un video en Facebook y lo subí en Youtube.

¿Es algo que me guste? No.  

Es algo nuevo, y yo estoy proponiendo hacer cosas nuevas, movernos de donde estamos y accionar...

Aún no sabiendo como hacerlo.

No sé como transmitir en Instragram y en Facebook al mismo tiempo. Hoy transmití en Facebook y lo subí a Youtube...

Ya aprenderé lo que no sé...

Todo se puede aprender...

Transformar tu vida

Proponete a partir de hoy mismo que durante al menos una semana no centrarás tu atención más que en las cosas positivas de la vida. Empieza a hacerlo desde que despiertas por la mañana hasta que te duermes por la noche.

Si en algún momento pierdes el enfoque positivo, utiliza la siguiente pregunta a modo de «fórmula mágica»:

«Qué me gustaría en vez de esto?».

Esta pregunta te conduce automáticamente de nuevo al camino adecuado.

LAS EXCUSAS SON MENTIRAS.

Es necesario darse cuenta de las EXCUSAS que uno mismo dice sin siquiera escucharse, por eso a veces alguien nos lo hace notar.

La que más escucho habitualmente es: "no tengo tiempo"

Conocer las excusas que nos ponemos nos sirve para tomar conciencia de ellas y sobre todo para poder dejar de usarlas.

 

Ejercicio Diario:

Escribir 3 cosas de las que estás agradecido.

¿Qué deseas realmente en la vida?
Toma una hoja de papel y un lápiz o un bolígrafo y responde por escrito a la pregunta:

«Qué deseo realmente en la vida? ¿Con qué he estado soñando siempre, sin atreverme a ponerlo en práctica?». 

Tómate tiempo suficiente para contestar a esta pregunta, sobre todo si hasta ahora nunca te la habías planteado. 

Sucede a menudo que las aspiraciones y deseos más profundos están ocultos y sepultados en nuestro interior porque nunca hemos creído que alguna vez podrían hacerse realidad.

Ahora sólo nos interesa el QUÉ.

Sigamos escribiendo... (es importante que nos quede por escrito, sino uno lo olvida)

Si este es un momento de purificación que viene a darnos la oportunidad de tomar conciencia
si antes no lo habíamos hecho...y si lo haciamos, ir más profundo....

¿Qué tengo que limpiar en mi vida ahora?
¿Qué tengo que corregir en mi vida ahora?
¿Qué tengo que pulir en mi vida ahora?
¿Estás viviendo la vida que querés vivir?

Abrir el camino...
Enfocate en lo que si quieres.
Pensa en lo mejor que podría ocurrir.

Tendemos a pensar en el peor escenario y nos condenamos a suponer cosas cuando ni si quiera han ocurrido. No supongas lo peor, imagínate y 
ordena lo mejor.

Pensa en 10 cosas buenas que ves, vivis o tenes, ahora que estás en cuarentena...

Para mantenernos enfocados, es importante registrar eso bueno que tenemos para agradecer.
Enfocate en lo que si quieres, por eso agradecé 10 cosas ¿Qué valoras hoy?

¡Agradezco que me leas y agradezco los mensajes que me enviaron por el video de ayer!

Si respondiste qué tenias para limpiar, corregir o pulir en tu vida... lo detectaste...


¿Podrías determinar cuales son los primeros pasos para dirigirte a eso?
¿Podes hacer algo hoy mismo o necesitar tenerlo como objetivo con muchos pasos a seguir?
Analizá que necesitas para concretarlo.

Todos pensamos que vamos a vivir mucho y que el tiempo nos sobra...


Si pudieras volver el tiempo atrás

¿Que cambiarías?

¿Qué harías diferente?

Elige de nuevo. Elige de nuevo lo que quieres...

Necesitamos aprender a ser responsables de nuestras palabras,
de nuestros pensamientos y de nuestros actos.

Si no somos responsables de ellos ¿Entonces quién lo es?
Yo soy responable de mis palabras, de mis pensamientos y de mis acciones.

¡Vos de los tuyos!


Entonces, si hiciste el ejercicio de ayer hoy podes preguntarte... ¿Qué de todo eso puedo hacer hoy y ahora?

Hay luz, ahí muy cerca, sólo que tal vez aún no la podes ver... pero está!

¡Feliz paso a lo nuevo! Eso es lo que significan las pascuas...
Por eso ayer te decía que aunque no sepas como hacerlo, igual o hagas pero que lo importante es dirigirte a eso, aunque al principio no te salga, aunque creas que lo haces mal, aunque creas que necesitas saber mas, tener más, conocer más, entender más...

 

¿Cómo lo hago? HACIENDO...
¿Va a salir perfecto? No, claro que no...


¿De dónde sacamos que todo tiene que salir bien y perfecto?
¿Y el tiempo de aprendizaje? Ah no cierto, creemos que fallamos, que nos equivocamos y entonces abandonamos... lo dejamos ahi, y volvemos a lo de antes...


A lo conocido, a lo que ya hicimos o a lo que no queremos más pero bueno, es lo que hago todos los días... o lo que creo que hago bien, entonces para que cambiar...

Y llegan las Sras. Excusas, como todos los días, esas que te mantienen en el MISMO LUGAR!

Caminar... 
Aunque no sepamos "como" hacer eso nuevo... accionar igual en esa dirección...

Preguntas para trabajar hoy:
¿Cómo puedo transformarme en esta experiencia?
¿De qué manera puedo tomar lo que hay en el entorno?
¿Con que recursos cuento yo para afrontar esta situación?

Paso a paso... uno aprende y en eso estamos... Aprendiendo a vivir en un nuevo contexto...
Aprendiendo a observarnos más y mejor...
Aprendiendo a hacernos preguntas nuevas... Hoy quiero preguntarte: ¿Qué es lo que te gustaría aprender?
Y si todavía no te lo preguntaste, tal vez hoy es un buen dia para hacerlo!

Revisar que llevamos en la mochila...
¿Qué llevas?
¿Qué te sirve?
¿Qué te sobra?

Muchas veces tenemos cosas guardadas que ni nos acordamos que las tenemos,
por eso cuando ordenamos nos encontramos cosas con la sensación de que uno adquiere
algo nuevo pero en realidad ya estaba, sólo que no lo usabamos.
Con los recursos internos sucede lo mismo.

Seguramente crees que hoy te falta algo, eso que realmente crees que no tenes...
Revisá si alguna vez lo tuviste o lo usaste... Buscalo en tu memoria.

¿Qué recurso encontraste en vos mismo que tenes o crees que te falta?

¿Pensaste en tu manera de hablarte a vos misma?
¿Observaste de qué hablas cuando hablas?
¿Pudiste armar tus metas? ¿Te quedaron dudas?

 

A veces vemos las nubes muy encima nuestro... pero detrás de esas nubes está la claridad.

Me comentas que tenes ansiedad, y yo lo que te pido es que no la quieras sacar simplemente sacar... primero sentila, aunque te resulte incómodo, sentila y preguntate ¿Qué siento?

 

Porque muchas veces etiquetamos con "ansiedad" y en realidad no lo es... y entonces ¿Podemos sacar algo que no tenemos?
.
Es como querer sacarte una ropa que ni siquiera tenés puesta

¿Lo vas a lograr?

Si en esta cuarentena no la estas pasando bien y tenes emociones que te invaden (da igual que sea angustia, ira o ansiedad si eso te supera y no te deja ver) porque es una emoción que no estás pudiendo gestionar...

Entonces, te dejo estos ejercicios para que pruebes cada vez que esa emoción aparezca...
.
1. Respirar profundo 5 veces (pero bien profundo)
2. Preguntarte y escribir: ¿Qué te pasó? 
-es importante que escribas las respuestas-
3. ¿Qué pensas de eso que te pasó?
4. ¿Cómo te sentís respecto a esto?
5. ¿Qué es lo peor que te puede pasar?
6. ¿Eso pasa?
7. ¿Y si pasa entonces qué?

La técnica de Galen Litchfield para una de sus preocupaciones:


1. ¿Qué es lo que me preocupa?
2. ¿Qué puedo hacer acerca del asunto?
3. ¿Qué voy a hacer en relación con el asunto?
4. ¿Cuándo voy a comenzar a hacerlo?

Por supuesto que esto implica escribir las respuestas...

El secreto de avanzar es comenzar.

El secreto de comenzar es dividir grandes tareas en tareas más pequeñas y manejables y después empezar por la primera.


¿Cómo sabes cual es la primera?
¿Cuál es la única cosa que puedo hacer y que al hacerla todo lo demás será más fácil o innecesario?

Es una sola cosa, no muchas.

Siete consejos de Sam Walton para obtener grandes resultados:

- Tenga grandes objetivos que realmente lo motiven e inspiren,
y luego concéntrese en los mismos.
- Comprométase a hacer lo necesario para hacer realidad sus sueños.
- Haga todos los días algo que lo acerque a sus sueños.
- Mantenga la dirección; desarrolle ideas pero luego trate de
que se hagan realidad.
- Mantenga una fuerte ética de trabajo; Dé el ejemplo.
- Vea todos los “problemas” como oportunidades para mejorar.
- Entrene su cuerpo y su mente para dar todo lo posible. No
pierda contacto con la realidad. 

Preguntas

¿Qué aprendemos con esto del Coronavirus?

¿Qué descubriste?

¿De qué te hizo más consciente?

¿Qué aprendiste?

¿Qué es lo más importante?

¿Donde está lo importante en tu vida?

Normalmente ¿Te ocupas de lo importante?

¡Seguime!
  • Todo está en la Mente
  • https://twitter.com/bioneuropsi

Capital Federal - Buenos Aires - Argentina

© 2020 por Marcela Vazquez